Por si no lo saben, Lilly Allen odia a los paparazzi, ya se los ha hecho saber en múltiples oportunidades, pero lo de anoche, supera lo que todos podemos pensar que es normal, ya que como cualquier día normal sandungueaba junto a 10 amigas en el  Soho nightclub pero luego que la fiesta terminaba y se tenia que ir, se le ocurrió la gran idea de que la sacaran en una bolsa de ropa, con el claro objetivo de que los paparazzis no la acosaran, por mucho que la idea sea buena, hay que tener dos dedos de frente para hacer tamaña estupidez, o quizás fue mucho el jugo, nunca lo sabremos.

Via | Socialite Life